viernes, 21 de agosto de 2015

¡CUANTOS SILENCIOS!


¡CUÁNTOS SILENCIOS!

Cuantas palabras no dichas...
cuántos silencios callados...
cuánto amor desesperado...
cuánto dolor... cuánto llanto...

Lágrimas sin consuelo...
silencios obligados...
palabras ahogadas...
ojos calados...
en un mar profundo de dolor...
desesperación...

No hay comprensión...
no hay consuelo...
ni hombro en el que llorar...
no hay amor verdadero...

Cuántas noches le pedí al viento
que el verdadero amor
llegase a mi puerto...
Cuantos deseos eclipsados
por tanto dolor acumulado...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog