miércoles, 30 de marzo de 2011

LA PUERTA DE MIS SUEÑOS



LA PUERTA DE MIS SUEÑOS

Acabo de entrar en el mundo de los sueños. Ese mundo magico que tanto añoro cada dia.
Soñar es vivir como en los cuentos. Los sueños bellos deberian hacerse realidad.
He entrado por la puerta de mis sueños y mis pasos me han llevado al barco donde está mi corazon; ese barco en el que he viajado contigo, amor imaginario. Es el barco que me llevará por alta mar hasta llegar a tu lejana morada en la isla del corazon.
He tomado en mis manos el timón y mirando al frente, he comenzado a divisar el azul del mar, y el inmenso y lejano horizonte, ese que alcanzaré dentro de mis sueños, ese que me llevará hasta ti.
Frente a mi, el inmenso mar me trae recuerdos de tus besos, aqui, en este barco que una vez los dos llenamos de amor.
Cierro los ojos y veo tu pelo negro, tus ojos inmensamente oscuros, casi negros, unos ojos que me fascinan. Tu mirada y la mia se encuentran, y nuestras bocas se funden en un largo y apasionado beso. Nos despojamos de nuestras ropas, y aqui, en la misma cubierta del barco, bajo un sol abrasador y con la caricia de la brisa del mar, nos amamos una y otra vez, hasta quedar extasiados de placer.
Vuelvo a abrir los ojos y sigo viendo el inmenso mar; me siento sola sin ti. Siento como el viento acaricia mi cara y mueve mis cabellos.
Alla a lo lejos veo un espectaculo hermosisimo: dos delfines saltando y brincando dentro y fuera del agua. Es una maravilla ver tanta belleza y tanto amor. Ellos se aman, se nota en el ambiente. Son dos delfines enamorados como tu y yo, pero a diferencia de nosotros, ellos estan juntos y tu y yo estamos separados por este inmenso mar.
Estoy deseando llegar a la isla del amor, aquella en la que me estás esperando tu, amor de mi vida, amor imaginario y deseado ... ¡cuanta imaginacion en mi cabeza y cuanto amor en mi corazon!


Y sigo en este mundo de sueños, muy consciente de que estoy en él. Es el lugar mas maravilloso que existe.
El entrar por la puerta de los sueños, es la mejor medicina para mi alma. Es una gran fantasia y un gran placer para mi corazon.

Mi barco, nuestro barco sigue surcando los mares, y yo agarrada a mi timon.
Oh... que maravilla ven mis ojos; ojala estuvieras conmigo, mi amor.
Aqui enfrente de mis ojos, estoy viendo el mas hermoso ser que jamas vi: Una hermosa sirena entra y sale de las aguas. Una mujer, mitad humana, mitad pez; Ella me sonrie y... ¡que maravilla!.... Nos hablamos sin decirnos nada. No utilizamos las palabras, solo los pensamientos. Es una maravilla, es algo magico.
Ella me transmite que tu me estas esperando, que nunca olvidaste nuestros encuentros amorosos, aqui, en nuestro barco. Ella me llevará hasta ti y bendecira nuestra union. A veces pienso que es una diosa, la diosa del amor, la diosa de la magia y de la felicidad.
Este mundo magico de los sueños es fantastico.
Estoy impaciente por llegar a ti, y me duele el corazon por no tenerte ahora mismo conmigo, pero sé que ella con su poder nos unirá y nos hara inmensamente felices.

Amor magico, amor imaginario, amor vital. Nos queda poco tiempo para encontrarnos. Nos queda poco tiempo para amarnos eternamente.



Alla a lo lejos diviso la isla del amor, ese lugar donde te encuentras tu, ese lugar magico que nos llevara a la vida eterna, al amor inmenso en la eternidad.
Oh... Dios...
De repente noto que me alejo de esa isla de ensueño y te veo alejarte a ti tambien. Ahora que te vi, esperandome en la orilla de tu playa, de nuevo te perdi. Y mi querida sirena desapareció bajo las aguas, y en ese momento he despertado. Hay mucha gente a mi alrededor. Estoy postrada en una cama, creo que es un hospital. Hay medicos por todas partes y noto como intentan reanimarme.
De repente, uno de ellos me sonrie, es una mujer, es mi sirena, es su misma cara, y yo miro hacia los lados y veo que en otra cama estas tu, mi amor. Estan intentando reanimarte, pero no lo consiguen.
Hablan entre ellos y cuentan que ambos ibamos en nuestros respectivos coches cuando chocamos de frente y caimos por un tremendo precipicio. Nos sacaron a los dos, moribundos, e intentaron todo lo que pudieron para salvarnos, pero a ti, no pudieron salvarte, y yo, rota de dolor, volvi a abandonar mi cuerpo.
Ahora me di cuenta que somos almas gemelas que se encontraron en la carretera y dormimos el mismo sueño de la muerte. Nos amamos y nos enamoramos estando muertos ya, pero ese sueño de la muerte nos ha llevado hacia ese lugar maravilloso; esa isla magica en la que tu me esperas, amor, y alli voy yo.
He abandonado mi cuerpo y he vuelto a nuestro barco. He tomado de nuevo el timon y he llegado de nuevo hasta tu isla del amor. Alli seguias tu, en pie, esperandome, y aqui estoy ya. Tu espera terminó y ahora somos almas gemelas que jamas podran separarse. Nadie podra matar este amor que nacio en la misma puerta de la muerte, pero que ya no morira jamas.
Bendito sueño el que tuve hoy, bendita puerta la que hoy atravesé y bendita la hora en que de ti me enamoré.

3 comentarios:

  1. Hola qué tal , He encontrado tu blog en internet por una casualidad y descubro con gran sorpresa, que se llama como el mío.
    Te felicito, es un blog precioso y muy interesante lo que en el escribes. Me encanta.
    Un saludo desde un rincón de España.

    ResponderEliminar
  2. Hola Mari Jose. Encantada de tu visita. Que casualidad, que tenemos blogs con el mismo nombre. Seguro que somos muy parecidas. Muchas gracias por dejar tu huella. Te saludo desde Cantabria. Un beso
    Hechicera del bosque

    ResponderEliminar

Archivo del blog