sábado, 10 de octubre de 2009

DEJADME LLORAR...


Algunas veces en la vida, nos encontramos con personas que son capaces de rompernos el alma y destrozarnos el corazon, ademas de hacernos sentir moralmente hundidos. Creo que todos hemos tenido ese momento en el cual, alguien a quien queriamos mucho, nos ha despreciado por algun malentendido, o simplemente porque hay gente que disfruta haciendo daño. A esas personas que disfrutan haciendo daño va dirigido este poema. Supongo que habra muchas personas que se sientan identificadas, al igual que yo misma.


PARA TODAS LAS PERSONAS QUE ALGUNA VEZ EN SU VIDA HAN SENTIDO EL HACHA DE LA INJUSTICIA.


Tú no puedes saber que estoy sintiendo...
tu no sabes sentir...

tienes el corazon de puro cemento
que solo sabe herir...

Tú no puedes saber que estoy sintiendo
porque no tienes alma...

unicamente daño sabes hacer...
¿que delito yo cometi?

Tú no puedes saber que estoy sintiendo...
un paredón pediste para mi
y en el peloton de fusilamiento
antes de cerrar los ojos para siempre...
te vi...

La bala que disparaste me dió de lleno
en el centro del corazón... y morí..

Apuntaste con el fusil del rencor...
la bala del odio se clavó en mi corazón...

y en mil pedazos lo partió...
Y aunque tú me mataste con el odio y el rencor...

yo nunca podre odiarte
porque en el fondo de mi alma
solo residen el amor y el perdon...

Archivo del blog